EDITORIAL: Leonel Fernández Reyna acorralado entre las garras imperalistas

Los Estados Unidos no le perdonan al ex presidente Fernández haber encabezado uno de los gobiernos mas corruptos de toda la historia democrática de la República Dominicana. No le perdonan haber descuartizado nuestro ordenamiento institucional a partir de la conformación de las altas cortes creadas por la constitución del 2010. Colocar a su séquito político allí selló el rechazo de los Estados Unidos. A través de esas altas cortes configuradas a su imagen y semejanza Leonel ha podido proteger el cartel mafioso que dirigió el país por 8 años.

De lo que no ha podido protegerse él y su cartel es de las garras imperialistas que lo tienen en la mira. Su círculo de seguridad fue despojado del visado que le permitía entrar a suelo norteamericano. Su niño mimado Félix Bautista acaba de ser penalizado por la implacable  Ley Global Magnitsky y su todopoderoso ex ministro de obras públicas, Víctor Díaz Rúa, está siendo imputado de recibir sobornos en uno de los mas importantes expedientes de corrupción de todo el continente.

El mensaje que los Estados Unidos le envían al ex presidente Fernández es contundente. Si continua con el afán de volver a ser candidato presidencial del oficialista PLD, pudiéramos ver las garras imperalista propinarle a Fernández y su familia un golpe demoledor.

Tan demoledor que lo podría noquear y desde la lona verse obligado a anunciar humillantemente su retirada política.