Donald Trump expulsará a la República Dominicana del DR-CAFTA en venganza por relaciones con China

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, amenazó con iniciar otra “guerra comercial” con dos países de Centroamérica y con República Dominicana, desestimando con ello las preferencias contempladas en el acuerdo de libre comercio con Estados Unidos (DR-Cafta), mediante la imposición de un aumento de aranceles a productos exportados a ese mercado.

La información, contenida en un artículo publicado ayer en el Nuevo Herald, bajo la firma de Franco Ordóñez, y fechada en Washington, indica que el presidente Trump “estudia expulsar a varios países del acuerdo paralelo, el Tratado de Libre Comercio con República Dominicana y Centroamérica (DR-Cafta)”.

El DR-Cafta fue firmado en agosto de 2004 por cinco países centroamericanos (Costa Rica, El Salvador, Nicaragua, Honduras, y Guatemala) a los que se sumó República Dominicana, país que lo puso en vigor el 1 marzo de 2007, y le garantizó un acceso al 97% de las mercancías exportadas hacia Estados Unidos con arancel cero y una protección arancelaria de bienes considerados sensibles para los sectores productivos, incluyendo un período de hasta 25 años para los bienes de la “rectificación técnica” (arroz, pollo, habichuelas, maíz, ajo, cebollas, leche y azúcar), contemplados en el Acuerdo de Marrakech/GATT, de aranceles aduaneros  y comercio.

Actualmente, Estados Unidos sigue siendo el principal destino de exportación de los  productos dominicanos, por lo que una guerra comercial impuesta por esa nación sería un lastre para la economía, alegando autoritarismo en el caso de Nicaragua y “lazos cuestionables” en el caso de El Salvador y de este país.

El Salvador mantiene un acuerdo de libre comercio con China Popular y más recientemente República Dominicana rompió lazos diplomáticos con Taiwán y estableció relaciones formales con ese país asiático.