EDITORIAL: En los Estados Unidos ganó la democracia

La nueva mayoría que en la cámara de representantes tendrá el partido demócrata en los Estados Unidos, tras culminada la jornada electoral de medio término, provocará necesariamente un reajuste de las placas tectónicas en la vigorosa democracia estadounidense.

El principal objetivo de la nueva mayoría será contener los desbordes de un Trumpismo que ha pretendido avasallar la institucionalidad y la legalidad de aquel estado.

Una nueva mayoría congresual, por demás, constituida por una variopinta y diversa presencia de mujeres, hispanos, afroamericanos y musulmanes que fortalecerán el poder legislativo norteamericano.

Cuyas presencias evidencian el espíritu de libertad y tolerancia que aun vive en el alma colectiva de la democracia mas robusta del planeta.

Tras estas elecciones de medio término en los Estados Unidos queda un gran mensaje para la clase política que nos gobierna y que aspira a dirigir en un futuro nuestros países: Una democracia donde las minorías no tengan sus derechos garantizados, es una democracia que se constituye en una dictadura de las mayorías.

Sin lugar a dudas en los Estados Unidos ganó la democracia.